sábado, 6 de noviembre de 2021

- Pequeños productores usan 2,000 litros de agua por cada kilo de arroz - Leer Mas



Por: Edwin J.Vargas #diarioextremodelsur

Santo Domingo, RD

En República Dominicana el que no come arroz no ha comido. Ahora hay arroz, mucho arroz pignorado (dejado en prenda para obtener financiamiento) la producción ha sido buena, pero ¿a qué costo?

Si los pequeños agricultores están desperdiciando el agua.

¿Dónde está el Gobierno, específicamente los encargados de velar por el agua? Los productores de la reforma agraria, campesinos sin recursos siembran a destiempo y el arroz se le vanea (espiga débil, vacía, sin el grano), pero no tienen mecanización les falta prestamos bajo asociatividad y cooperativas para evitar ese desperdicio de agua que se observa en Cotuí, en la Línea Noroeste y otras parcelas arroceras.



Están gastando 2,000 litros de agua para producir 1 kilo (2.2 libras) de arroz, cuando pudieran gastar 500 litros si estuvieran a tono con la moderna y costosa tecnología. 

¿Dónde se está desperdiciando el agua en la zona de Cotuí, municipio cabecera de la provincia Sánchez Ramírez?

La zona de la presa de Hatillo es un área donde el agua de reguío se pierde, y una de las razones fundamentales se debe a la falta de cultura de preservar y valorar el agua.

 “Y, como no tenemos autoridades que controlen, cada quien hace lo que quiere y no les importa. Prácticamente el agua que calculan que se usa para el arroz en esa zona se pierde por escorrentía”, explicó el dirigente arrocero Oliverio Espaillat.

Recientemente el director  ejecutivo del Gabinete de Agua, Gilberto Reynoso, dijo en un encuentro en el Ministerio de Economía,  que en el país hay un desperdicio del agua en el sector arrocero, donde se está utilizando hasta 3,000 litros de agua para producir un kilo de arroz. 

En el país, hay al menos seis variedades de gran calidad y preferencia de los dominicanos (Juma 69-20, Jaragua, Quisqueya, Lucero, que es nueva; Sabina y otras.

Espaillat, expresidente de la Federación Nacional de Arroz (Fenarroz) recalca en la importancia de que el productor participe de la asociatividad y en cooperativas para hacer frente a las costosas tecnologías con financiamientos blandos, como también de una cultura y control del agua de regadío y las presas de Ámina y la de Guaiguí, “ que son dos obras muy necesarias”.

0 Comments:

Publicar un comentario